CARACTERISTICAS DE LOS PARASITOS. MECANISMOS DE ACCION PATOGENA. EVASION DE LA RESPUESTA INMUNE

Los parásitos presentan características que le permiten causar infecciones, que son:

1- Resistencia al medio externo: los huevos, quistes o larvas de los parásitos tienen cubiertas proteicas que los hacen resistentes al medio exterior, como a factores climáticos, agentes químicos como la lavandina, etc.

 

2- Patogenicidad: se habla de infección parasitaria cuando un huésped alberga parásitos; a menudo el huésped no sufre daño produciéndose un estado de comensalismo. Si el huésped presenta signos y síntomas como consecuencia del parasitismo, se habla de enfermedad parasitaria.
La relación huesped-parásito constituye una infección o una enfermedad, de acuerdo a la influencia de factores dependientes de uno y otro asociado.
Los factores del parásito están condicionados por las cepas, virulencia, el número, su tropismo especial por determinados órganos y tejidos.
Los factores del huésped dependen de la edad, la raza, el estado inmunitario (SIDA, desnutrición, enfermedades concomitantes, etc.)

3- Autoinfección: puede ser endógena o exógena. Autoinfección endógena es cuando el parásito se multiplica dentro del huésped y la contaminación se realiza dentro del mismo. En la autoinfección exógena la forma infectante pasa por el medio exterior (zona perianal) en un tiempo muy corto y vuelve al hospedero.

4- Prepatencia: es el tiempo que transcurre entre el momento en que se produce la infección en el hospedero y el momento en que éste elimina las formas infectantes.

5- Viabilidad: las formas infectantes deben ser viables y resistentes al medio externo para asegurar la continuidad del ciclo y su permanencia.

6- Longevidad: cuanto más vive un parásito mayor es la posibilidad de emitir al medio externo las formas infectantes.

7- Fecundidad: el número de huevos que se emiten al exterior permite la diseminación de la infección.

 

 

Mecanismos de acción patógena de los parásitos

Los parásitos afectan al hombre de maneras muy diversas, dependiendo del tamaño, localización, número, etc.
Los mecanismos por los cuales los parásitos causan daño al huésped son:
1-  Mecánicos: los efectos mecánicos son producidos por obstrucción ó compresión, el primero sucede con los parásitos que se alojan en conductos del organismo, como en la obstrucción del intestino ó vías biliares por Ascaris lumbricoides.
2-  Traumáticos: los parásitos pueden causar traumatismos en los sitios en donde se localizan por ejemplo Trichuris trichiura, que introduce su extremo anterior en la pared del colon.
3-  Bioquímicos: algunos parásitos producen sustancias tóxicas ó metabólicas que tienen la capacidad de destruir tejidos, por ejemplo, las sustancias líticas producidas por Entamoeba histolytica.
4-  Inmunológicos: los parásitos y sus productos de excreción derivados del metabolismo, producen reacciones de hipersensibilidad inmediata o tardía, como sucede en las manifestaciones alérgicas a los parásitos o la reacción inflamatoria mediada por células, con formación de granulomas que se presenta en algunas parasitosis.
5-  Exfoliativo: estos mecanismos se refieren al consumo de elementos propios del huésped por parte de los parásitos por ejemplo la pérdida de sangre por succión, en el caso de las uncinarias.


Evasión de la respuesta inmune

Cuando el parásito penetra en un organismo, éste tratará de eliminarlo y el parásito tratará de evitar el ataque del hospedero mediante el sistema inmunológico y permanecer dentro del mismo.
Se conocen algunos mecanismos mediante los cuales los parásitos eluden la respuesta inmune del huésped:
a) descarte de antígenos altamente reactivos,
b) depresión de la inmunidad del hospedero,
c) neutralización de los efectores de la inmunidad,
d) evasión de los efectores de la inmunidad,
e) producción de antígenos fugaces,
f) producción de antígenos solubles,
g) desviación de la inmunidad protectora,
h) variación antigénica.